Veloz como el Rayo

Zeus, me habló,
conquisto mi intelecto,
que hizo emocionarme,
hasta las lagrimas…